El otro día Laura, de Baberos y Claquetas, publicó una entrada preciosa, pero de las preciosas de verdad.

Nada más leerlo creo que ya tenía mi momento en la mente, tan sólo me queda contarlo, así que ahí va:
Era un día de esos de los difíciles. Esto de la maternidad, como ya sabéis, es un poco como una montaña rusa. Hay días perfectos, tranquilos, en los que te comerías a tus hijos, y otros días en los que tirarlos por un acantilado parece la mejor opción.
Bien, pues el que os cuento era un día de esos de acantilado. A mi no me gusta gritar. Además, veo bastante absurdo explicarle a los pobres que no se grita mientras yo grito. Es tan contradictorio que temo que un día se les colapsará el cerebro y les explotará. Y la culpa será mía y sólo mía, por dar información tan contradictoria.
Mis monstruitos tienen una «supuesta» habitación de juegos. Digo supuesta porqué jugar lo que es jugar, ahí no juegan nunca, en la práctica tan sólo es un lugar de esparcimiento de juguetes (LEJ). Ese día yo estaba recogiendo la cocina, cuando sigilosamente salió monstruitomayor del LEJ y se metió en la habitacióndepapiydemami. Papi tiene en su mesilla una foto de la abuela, a la que monstruitomayor no ha tenido la suerte de conocer.
Cuando lo ví coger la foto exploté y, grito en boca cual madre absurda entoné un largo «¿¿¿¿quieres dejar de una santa vez de tocarlo tooooodoooo y dejar la foto de la abuela antes de romperlaaaaaa????«.
El pobre me miró un poco anonadado y, mirándome fijamente a los ojos me dijo (bien bajito porque no se grita): sólo quería darle un beso a la abuela. Se lo dio y volvió a dejar la foto en su sitio.
Sólo quería darle un beso a la abuela. Tan sencillo como eso. La lección que en ese momento me dió mi hijo fue de las grandes. De las que se quedan de por vida.
La bondad e inocencia que tiene un niño lo puede superar todo.
Yo dejé de gritar y empecé a llorar. Por supuesto.
(Visited 98 times, 1 visits today)
TE REGALO UNA GUÍA COMPLETA PARA PRACTICAR BLW
Suscríbete y consigue gratis una completa guía para practicar BLW. Qué es, cómo practicarlo de forma segura y dudas más frecuentes.
Marketing por

You have Successfully Subscribed!