El pasado 24 de marzo cumplí mi primer año sin fumar. Te conté cómo tomé la decisión de dejar de fumar en «No dejes para mañana lo que puedas hacer hoy«, y cómo lo llevaba tras una semana sin fumar.

Y ahora ya ha pasado un año, con todos sus 19 días y 500 noches 365 días y sus 364 noches, y eso ya hace que empiece a sentirme orgullosa 😉
Yo empecé a fumar con 14 años, lo típico, la tontería del «pruébalo» dentro del grupo de amigos. Lo probé, y ahí empezó todo. Al principio no fumaba mucho, pero claro está, siempre va en aumento, hasta que llegué a fumar un paquete al día, dicho así no parece mucho ¿no?, pero un paquete son 20 cigarros, ni siquiera estamos 20 horas despiertos al día, hay más cigarros que horas. Sí, es mucho.
Alguna vez a lo largo de todos estos años he pensado en dejarlo, pero sin motivación alguna, solamente por aquello de que fumar es más malo que el baladre (que ya debería ser suficiente motivación por sí sola, pero no). Lo dejaba un par de días, o como máximo un par de semanas, pero siempre volvía, porque realmente, no quería dejar de fumar, me gustaba fumar.
Siempre decía que dejaría de fumar cuando me quedara embarazada, y así fue, 6 meses antes de «encargar» a monstruitomayor dejé de fumar, así, de un día para otro, y no lo recuerdo muy «traumático», TENÍA UNA MOTIVACIÓN. 
Estuve sin fumar todo el embarazo y también el siguiente (ya sabes que entre uno y otro sólo pasaron 4 meses), es decir, un total de 29 meses. SEGUÍA TENIENDO UNA MOTIVACIÓN. Pero cuando nació monstruitopequeño….mi motivación se fue desvaneciendo y empecé a auto-engañarme, que si un cigarro suelto no pasa nada…que si sólo los fines de semana…que yo controlo (JA!)…y ese tipo de cosas que te suelta el diablillo ese que habita en tu hombro izquierdo y se queda tan pancho. Todo mentira, por un cigarro suelto SI PASA, sólo los fines de semana ES FUMAR, y no, NO CONTROLAS, ES UNA ADICCIÓN. Por supuesto volví a mi paquete diario. Siempre he intentado no pasar de ahí, pero lo que quería era quitármelo.
A día de hoy no me apetece fumar, cada día me huele peor el tabaco y me molesta más el humo, cosa que antes nunca me había pasado. Y sobretodo, agradezco infinitamente los días de resaca no tener la sensación de poseer una boca-cenicero. Puaj!

¿Por qué dejé de fumar DEFINITIVAMENTE?

El 25 de diciembre del 2009 perdí a mi padre a la edad de 61 años por cáncer de pulmón y el 18 de enero de este año perdí a mi suegro a la misma edad y por la misma razón. No, no te voy a decir que haya tomado la decisión debido a esto, porque mentiría, de hecho mi padre ya había muerto cuando yo volví a fumar y cuando a mi suegro se lo detectaron en agosto del 2014 yo ya lo había dejado. Pero siempre es algo a tener en cuenta. Sí, el tabaco es malo y sí, te puede tocar a tí. No quiero dejar huérfanos a mis hijos tan jóvenes.
Evidentemente cuando fumas tienes peor forma física, yo siempre he sido muy de bronquitis y de toser, y no me gustaba encontrarme así.
El dinero, si fumar en España es caro aquí lo es más, y, hasta que no me toque la lotería, no soy rica.

¿Quieres saber cómo lo hice?

 

Pues te vas a tener que esperar al siguiente post porque este ya me está quedando muy largo. Si no quieres perdértelo suscríbete al blog para que te lleguen todas las actualizaciones directitas a tu bandeja de entrada. Pues hacerlo introduciendo tu correo a la derecha, justo debajo del recuadrito con mi foto 😉

Nos vemos en el próximo post!!

(Visited 266 times, 1 visits today)
TE REGALO UNA GUÍA COMPLETA PARA PRACTICAR BLW
Suscríbete y consigue gratis una completa guía para practicar BLW. Qué es, cómo practicarlo de forma segura y dudas más frecuentes.
Marketing por

You have Successfully Subscribed!